Después de los vetos comerciales impuestos por Estados Unidos a China, hoy durante la cumbre del G20, el presidente Donald Trump revertió las sanciones a la tecnología China y permitirá que las compañías estadounidenses puedan volver a tener negocios con la industria china.

Así lo confirmó Trump en rueda de prensa “Hemos mencionado Huawei. Dije que ese tema tendremos que guardarlo hasta el final” de las negociaciones comerciales que ambas potencias han acordado ahora retomar, tras interrumpirlas en mayo. Pero “una de las cosas que permitiré, no obstante, es que vendamos y enviemos a Huawei una gran cantidad de productos que emplean en muchas de las cosas que ellos fabrican. Y he dicho que perfecto, que seguiremos vendiéndoles esos productos”.

Estados Unidos también ha aceptado no imponer aranceles adicionales sobre productos chinos, como había amenazado antes de la cumbre. A cambio, ha presentado a China una lista de productos agrícolas de los que quiere que este país aumente sus compras.

Comentarios