PUBLICIDAD

Tránsito del Atlántico renueva la señalización en el departamento para garantizar la seguridad vial

El Instituto de Tránsito del Atlántico está diseñando una red vial departamental cada vez más segura. A través de inspecciones de campo y planificación para la instalación de señalización vertical y horizontal, en los municipios del departamento que hacen parte de su jurisdicción, esta entidad vela por garantizar que todos los actores viales puedan llegar tranquilos a sus casas en esta Navidad y en las vigencias venideras.

Así lo explicó la directora del Instituto de Tránsito del Atlántico, Susana Cadavid Barrospaez, quien aseguró que se intervendrán inicialmente cinco municipios en los que ya se aprobaron los diseños de señalización en puntos críticos, a partir de visitas de campo en las que se levantaron las necesidades y se establecieron las soluciones más pertinentes.

“Desde el Instituto de Tránsito del Atlántico estamos comprometidos con la seguridad vial y la reducción de los índices de accidentalidad, por lo cual cerraremos el año con inversiones que superan los 2.000 millones de pesos para garantizar la seguridad vial de todos los atlanticenses”, indicó la funcionaria.

En municipios como Juan de Acosta, Tubará, Sabanagrande y Santo Tomás ya fue presentado y aprobado un diseño de señalización que permitirá que puntos específicos de cada territorio dejen de representar un peligro para los ciudadanos, debido a imprudencias o malas prácticas por parte de actores viales.

En estos municipios se instalarán reductores de velocidad, señales de ‘Pare’ y reducción de velocidad, al mismo tiempo se renovará la demarcación de las vías, teniendo en cuenta la necesidad específica para cada sector a intervenir.

Se trata de un proceso de mejora de señalización en cada municipio que inicia con sesiones de los Comités Locales de Seguridad Vial, en las que se revisan los problemas de movilidad y accidentalidad de cada sector, para posteriormente hacer una inspección de los puntos críticos con expertos del Instituto de Tránsito del Atlántico.

A partir de allí, ingenieros del Instituto de Tránsito del Atlántico trazan un diseño de señalización y demarcación especial para cada municipio, el cual es presentado a los alcaldes para su aprobación y posterior ejecución.

“Llegamos a estos municipios con el propósito de socializar con las administraciones municipales las decisiones que se tomarán sobre las vías, en materia de seguridad, y que sepan que el Tránsito del Atlántico responde y atiende a las necesidades de sus actores viales”, agregó la Directora del Tránsito del Atlántico, precisando además que todos los planes presentados han sido aprobados por los alcaldes, debido a su efectividad y cercanía con las condiciones reales de cada vía.

Así mismo, se realizaron inspecciones de zonas críticas en Suan y Usiacurí, con el fin de identificar los problemas en materia de seguridad en vías y movilización, para posteriormente trazar el plan de intervención, tal y como se hizo en los otros municipios.

Cabe destacar que esta inversión en mejoras de señalización de las vías urbanas tiene el propósito de alcanzar a todos los municipios que hacen parte de la jurisdicción del Tránsito del Atlántico, llevando seguridad vial y progreso en cada comunidad.

LaVibrante.Com