Por caso de Álex Saab «Piedad Córdoba puede ser extraditada si un país la requiere», según el Gobierno

La supuesta cercanía de la exparlamentaria con Álex Saab, se plasmó en un dossier entregaron al presidente Iván Duque.

WhatsApp

Según advirtió el Gobierno nacional, la situación actual de la excongresista Piedad Córdoba podría complicarse, debido al escándalo del polémico empresario Álex Saab y su supuesta cercanía con la exparlamentaria, la cual se plasmó en un dossier que asambleístas ecuatorianos entregaron al presidente Iván Duque.

El ministro de Justicia, Wilson Ruiz, aseguró que Córdoba podría ser extraditada si uno de los países que tenga una investigación en su contra así lo disponga y eleva formalmente esa petición sobre la excongresista.

“Sí, desde luego. Inmediatamente hay que pedir la petición que hagan otros países para ponerla a disposición. Recordemos que la extradición es activa como pasiva, e inmediatamente la pondremos allá cómo se ha hecho en este gobierno con más de 600 extraditados en este momento”, sostuvo Ruiz.

Cabe recordar que el martes pasado se profundizó sobre el capítulo especial de la excongresista, Piedad Córdoba, y unos supuestos viajes que habría hecho a Ecuador en aviones privados de Álex Saab en 2013, y se le hizo entrega al mandatario Iván Duque los documentos que probarían ese hecho.

Por ello, el asambleísta ecuatoriano Fernando Villavicencio, le recomendó a Piedad Córdoba que busque un “buen” abogado, para que la defienda de las investigaciones que las autoridades de ese país podrían abrir en su contra por el escándalo de Saab.

Sin embargo, la exsenadora Piedad Córdoba, quien aparece mencionada en el documento, anunció acciones judiciales contra quienes la señalan de supuestamente haber sido “pieza clave” en el andamiaje de corrupción y lavado de activos por parte de Saab.

Frente a los señalamientos, Córdoba le dijo que esta es una “película” inventada por el parlamentario Villavicencio y aseguró: “yo no tengo nada que ver con el señor Saab, a mí no me necesitaba ese señor para absolutamente nada”.