PUBLICIDAD

No bajar la guardia en fin de año, llamado de la @alcaldiabquilla a la ciudadanía

La temporada de fin de año es una oportunidad para que la ciudadanía barranquillera disfrute en familia y de manera segura. Ese es el llamado que hace el Distrito para evitar que las fechas especiales se conviertan en focos de contagio del COVID-19.

De acuerdo con reportes del Instituto Nacional de Salud (INS) y el Ministerio de Salud y Protección Social, respecto a los casos de positividad y letalidad del COVID-19 en la ciudad, el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo, dio a conocer el comportamiento del virus en los últimos días.

“A finales de noviembre y durante el mes de diciembre llegaron las reuniones familiares, las visitas a nuestros seres queridos, y ese incremento de contagios es lo que estamos viendo en los últimos días, es un incremento distinto al que evidenciamos hace un par de meses. Barranquilla está haciendo diariamente entre 3.000 y 4.000 pruebas de diagnóstico, de las cuales salen positivas solo el 14% y ahí estamos estabilizados, nosotros llegamos a estar en un 49% en los meses de junio y julio. El promedio nacional de positividad está en un 20%”, indicó Pumarejo.

 

Barranquilla sigue siendo la ciudad de Colombia con el mayor número de muestras tomadas para COVID-19 con una tasa de 27.519 por cada 100.000 habitantes, una estrategia permanente que ha permitido monitorear la población usando un gran volumen de datos para tomar decisiones informadas.

Por su parte, la tasa de positividad promedio de la ciudad lleva más de 5 meses por debajo de los niveles de las principales ciudades y logró mantenerse en un dígito por más de 3 meses. ​Sin embargo, la tendencia del último mes ha sido ascendente. Además, luego de 17 semanas sin exceso de fallecidos por causa natural, ​en la semana 50 del año se presentó un exceso de 5 fallecidos por día. ​ Aún el indicador está estable en comparación con los niveles alcanzados en los meses del primer pico de la pandemia.

Barranquilla cuenta con 718 camas para Unidades de Cuidados Intensivos. La disponibilidad de las mismas a corte de 27 de diciembre de 2020 es del 45%. Del 55% de ocupación general, los pacientes de Barranquilla ocupan un 37% detallado de la siguiente manera:

23% patologías No COVID-19.
1,5% sospechosos con COVID-19.
12,1% confirmados con COVID-19.
El 18% restante está destinado en atención a pacientes de municipios del Atlántico y otras regiones del país.

Adicionalmente, el mandatario distrital, Jaime Pumarejo, envió un mensaje a los barranquilleros: “Continuar con la búsqueda activa como lo estamos haciendo, indicador de seroprevalencia del 55% para la ciudad, revisión cuidadosa y diaria de las cifras e indicadores, nos permite decir que Barranquilla está estable, está tranquila, no prevemos que tengamos que tomar medidas más fuertes de restricción en la ciudad, los barranquilleros se siguen comportando medianamente bien, y si seguimos por esta senda podremos decir que llegamos a la etapa de vacunación sin tener que volver a cerrar, tal como se lo dijimos a los barranquilleros que seríamos capaces de hacer. Sigue dependiendo de nosotros y si seguimos usando el tapabocas y teniendo normas básicas de autocuidado podemos seguir abriendo, generando empleo y recuperando la confianza”, aseguró el alcalde.

Además, explicó que estaba previsto el aumento de la positividad para COVID-19 en la ciudad, debido a la interacción social y familiar del mes de diciembre: “No es un incremento que nos tome por sorpresa, es el comportamiento normal del virus, así se tenía analizado y previsto. Aun así, los casos activos siguen bajo control. La letalidad en noviembre y diciembre es 4 o 5 veces menor que en junio y julio. Tenemos una alta capacidad de UCI, hoy la ocupación es del 56%, la ciudad tiene capacidad hospitalaria”, comentó Pumarejo Heins.

LaVibrante.Com