¿Qué tan preparados egresan los estudiantes de Ingeniería en competencias matemáticas? ¿Se forman adecuadamente? ¿Cómo optimizar los procesos de enseñanza de esta área central de la profesión? Es claro que hay una necesidad inminente de mejorar las habilidades de los estudiantes, pues los resultados que se obtienen en las pruebas de conocimiento no son los mejores. Por ello, investigadores de la Universidad de la Costaaplicaron un conjunto de recursos digitales conocidos como Objetos Virtuales de Aprendizaje- OVA para mejorar e incentivar la apropiación de las matemáticas en la institución.

Olga Martínez Palmera, directora del Centro de Ambientes Virtuales (CAVA) de la Universidad de la Costa, junto con Emiro De la Hoz, decano de departamento de Ciencias de la computación y Electrónica, y el ingeniero Harold Combita, llevaron a cabo la investigación ‘Mediación de los Objetos Virtuales de Aprendizaje en el Desarrollo de Competencias Matemáticas en Estudiantes de Ingeniería’, publicada en la revista Formación Universitaria, para plantear la problemática de cómo los estudiantes se están apropiando de los conocimientos matemáticos con el fin de generar un ambiente motivacional a través de la utilización de herramientas digitales, en el área del cálculo diferencial en los programas académicos de Ingeniería.

De acuerdo con lo planteado por los investigadores, se evidencia que en Colombia un alto porcentaje de los estudiantes que ingresan a la educación superior presentan dificultades en el área de las Matemáticas, específicamente en la interpretación y modelación de problemas, situación que, según el criterio de expertos, se refleja en los bajos resultados académicos obtenidos en las pruebas de evaluación de aprendizaje y calidad como: Exámenes de Estado de Calidad de la Educación Superior SABER PRO y el Examen de Ciencias Básicas (EXIM), este último realizado por la Asociación Colombiana de Facultades de Ingeniería (ACOFI).

Por esto, los investigadores aplicaron los recursos digitales educativos OVA como una estrategia para captar la atención de los estudiantes con una motivación especial. «OVA es un recurso educativo digital que es utilizado para complementar el conocimiento-aprendizaje en una temática específica. Tiene la facultad de ser multimedia y contiene recursos informativos en varios tipos de formatos como video y audio, que permiten al estudiante complementar su aprendizaje para una mayor motivación y comprensión», explica Martínez.

Esta investigación se llevó a cabo teniendo en cuenta tres aspectos fundamentales: reconocer la necesidad de que los alumnos de Ingeniería desarrollen las competencias y habilidades matemáticas, aplicar pruebas diagnósticas para determinar el nivel de conocimientos matemáticos con que ingresan los estudiantes y aplicar las herramientas tecnológicas para comparar resultados.

«La Institución hizo parte de un proyecto denominado REDA (Recursos Educativos Abiertos), dirigido por el Ministerio de Educación en 2016, en el que se desarrollaron diversos objetos virtuales de aprendizaje. Varios de estos objetos estaban relacionados con cálculo diferencial e integral. Viendo la acogida que tenían en los estudiantes supimos que tendría buena aceptación en la Universidad», añade la investigadora.

Explica que, aunque esos OVA desarrollaban conocimientos, ellos pretendían llegar más lejos, planteando que los estudiantes además demostraran sus competencias, es decir, que se pudiera establecer que sí sabían aplicar los conocimientos.

Los OVA fueron aplicados a 120 estudiantes de la facultad de Ingeniería de la Universidad de la Costa mediante una prueba diagnóstica para identificar el nivel de ingreso de los estudiantes en las temáticas de funciones y derivadas, analizados mediante una escala de valoración (nivel alto, medio y bajo).

Luego, durante un periodo académico, se aplicó al grupo experimental un objeto de aprendizaje en derivada y en funciones, y al otro grupo (control) se le dio una formación tradicional con el profesor en el aula. Al finalizar se hizo otra prueba con un nivel de complejidad un poco mayor. «Los resultados demostraron que los estudiantes del grupo experimental obtuvieron un 30% de apropiación mayor que el grupo de los estudiantes de la clase tradicional».

Los investigadores destacan la importancia de realizar estas pruebas piloto para mejorar la calidad de la educación superior en el país, pues se establece que hay características similares entre los estudiantes colombianos. «A partir de esto hemos desarrollado otras investigaciones sobre la realidad aumentada. Las tecnologías van cambiando y nosotros debemos aprovechar esto para mejorar los sistemas de enseñanza y de motivación para los estudiantes», enfatiza.

Comentarios