PUBLICIDAD

La abstinencia sexual

¿Qué es?

La abstinencia sexual consiste en decidir no mantener relaciones sexuales.

Es casi imposible mantener una actividad sexual alta durante toda la vida, pocas personas pueden presumir de esto, entre ellas el difunto Hugh Hefner, fundador de Playboy, pero para el resto es muy común que aparezcan “sequias de sexo”.



Estos periodos en los que los encuentros sexuales desaparecen pueden presentarse por varios motivos como una separación, altos niveles de estrés, la llegada de un hijo o una baja en la libido por cuestiones de salud.

Lo preocupante es cuando el tiempo sigue transcurriendo y el sexo no llega. Si ya han pasado semanas, meses o hasta años, esto es lo que una experta opina sobre lo que un hombre o mujer puede durar sin experimentar placer carnal.

Francisca Molero, sexóloga, ginecóloga, directora del Instituto de Sexología de Barcelona indica que “mucho tiempo sin sexo” desde su punto de vista son tres meses, ¿te encuentras en esta situación?

“Yo diría que mucho tiempo sin sexo es más de tres meses. Claro que hay que aclarar que hablamos de estar sin sexo de ningún tipo, y que lo que se entiende por relaciones sexuales no se ciñe solo a la penetración o la masturbación recíproca, sino que abarcan muchas otras prácticas”, indicó la experta a El País.

Esta falta de sexo no es exclusiva de las personas solteras, la sexóloga indicó que es muy común que las parejas que ya tienen muchos años juntas suelan pasar por estos “baches de la pasión” por motivos muy comunes.

“Es frecuente que las parejas estables de largo recorrido se distancien en un momento dado y que la frecuencia de las relaciones sexuales baje o desaparezca, ya sea por el estrés, el trabajo, los hijos, enfermedades, etc. Pero si han seguido manteniendo contacto físico es más fácil que retomen el erotismo. Mientras que las que lo han perdido estarán más cerca de la ruptura”, señaló al medio citado.


Estos son los motivos más comunes por los que aparecen las sequias sexuales, según Francisca:



-Ruptura amorosa

Al pasar por un proceso de separación y duelo es común que la persona no esté interesada en tener contacto sexual de ningún tipo.

Recobrar la confianza y el deseo por estar íntimamente con alguien más puede tomar algún tiempo, pero se pasan los meses y no reaparece el apetito sexual es recomendable recurrir a un especialista.

-La llegada de los hijos

Convertirse en padre o madre es una experiencia hermosa, pero también estresante y demandante. Suele ocurrir con más frecuencia de lo que se cree que cuando un bebé llega a casa toda la atención y energía se concentra en su cuidado, dejando hasta el final de las prioridades al sexo.

En el caso de las mujeres, el proceso del embarazo, parto, el posparto y la lactancia les genera un desequilibrio hormonal que las puede llevar a la inapetencia sexual.

– Prácticas o creencias religiosa
Las prácticas religiosa es una de la razones por la que muchas de las personas se abstiene del sexo

-La llegada de los 50

De acuerdo con Francisca, esta edad es determinante para saber si serás sexualmente activo luego de cumplir 50 o abandonaras el tema por el resto que te quede de vida.

“Muchas mujeres en esta edad experimentan cambios en sus cuerpos que las hacen sentirse inseguras, poco atractivas y rehúyen el sexo; pero hay otras que viven el fin de su etapa fértil como una liberación. En cuanto a los hombres, sus erecciones empiezan a ser menos turgentes y muchos se sienten más seguros con la masturbación, así nunca defraudan a nadie”, explicó Molero.

No mantener relaciones sexuales puede parecer fácil porque implica no hacer nada, Pero la presión de grupo y otras cosas te pueden dificultar la práctica de la abstinencia sexual. Parece que todo el mundo mantiene relaciones sexuales, y puedes sentir que tú también las deberías mantener.
Pero el hecho de que tus amigos, conocidos o ambientes, se meten contigo o te presionen no te deberían llevar a hacer algo que has decidido que no quieres hacer siempre es una decisión personal sin embargo analicemos cuál es la base de esta decisión que no oculte un transfondo de otro índole externo como despresion, perdida de apetito sexual debido cambio físico a nivel hormonal, inseguridad en ti mismo.

Por el otro lado está la otra cara de la moneda

estudio que afirman que no tener una actividad sexual frecuente podría dar origen a muchas enfermedades, incluido el cáncer.

No tener sexo suena poco probable en estos tiempo donde el sexo parece fácil y a la orden del día pero no siempre es así para todas las personas en general, pero a pocos se les pasaría por la cabeza que pueda poner en peligro la salud.
Los científicos de la Universidad de Anglia Ruskin, en Gran Bretaña, demostraron que las personas que viven así estarían en riesgo de enfermarse. La falta de sexo, sobre todo después de los cincuenta, aumenta en más de dos tercios la probabilidad de sufrir enfermedades graves. Así lo concluyeron en su estudio, en el que analizaron a 5.700 mujeres y hombres en Inglaterra a punto de cumplir medio siglo de vida.

Según la investigación, las mujeres tienen 64 por ciento más probabilidades de reportar molestias y enfermedades, aunque ninguna muy grave. Los hombres llevan la peor parte, pues los que presentaron menos interés en la actividad sexual tuvieron 69 por ciento más posibilidades de sufrir cáncer y 41 por ciento más riesgo de desarrollar una enfermedad crónica.
Los expertos no saben cómo funciona con exactitud esa relación entre sexo y salud.
Pero los autores del estudio afirman que se debe, en parte, a que el sexo es una actividad física, y todo ejercicio, incluido este, viene con sus beneficios para la salud. “Es importante recordar eso. Aun si el sexo es actividad física de intensidad moderada, calculamos que equivale a quemar 3,6 calorías por minuto”, dice Lee Smith, autor principal del trabajo. Según Smith, una persona de 50 años podría perder 85 calorías en una sesión de sexo. Además de eso, durante la relación sexual el cuerpo libera endorfinas que robustecen el sistema inmunológico.
Los científicos analizaron la salud de los participantes y su actividad sexual durante cuatro años. El trabajo, publicado en la revista Archives of Sexual Behavior, mostró que quienes mantienen una actividad sexual alta tienen apenas 15 por ciento más probabilidades de desarrollar artritis o diabetes en los siguientes cuatro años. En contraste, este tipo de enfermedades aparecieron por lo general entre los hombres con baja libido: uno de cada cinco fue diagnosticado con una enfermedad que lo había afectado de modo significativo durante un tiempo. En el caso del cáncer, ellos tuvieron 6,7 por ciento más riesgo de desarrollarlo, mientras que quienes mantuvieron su actividad sexual solo tuvieron 4,3 por ciento de riesgo.

– Beneficios de tener relaciones sexual:
1. Mejora el sistema inmune
2. Prolonga la vida
3. Previene la incontinencia
4. Evita el infarto
5. Baja la presión arterial
6. Evita la depresión

LaVibrante.Com