LAVIBRANTE.COM MEDIO DE COMUNICACIÓN

Estoy muy orgulloso de que Colombia y Medellín hayan asumido la iniciativa de estar al frente de la Cuarta Revolución Industrial: Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial

El Fundador del Foro Económico Mundial, Klaus Schwab, afirmó este martes que “estoy muy orgulloso de Colombia, muy orgulloso de Medellín, que hayan asumido esta iniciativa de estar al frente de la Cuarta Revolución Industrial”, al resaltar que en el país fue instalado un Centro que es pionero en Hispanoamérica y América Latina.

A través de un video, con motivo de la inauguración del Centro para la Cuarta Revolución Industrial, que funcionará en Ruta N en Medellín, Schwab recordó el proceso para que Colombia fuera protagonista de esta nueva etapa tecnológica en el mundo.

“Agradezco a usted, señor Presidente Iván Duque, por su gran apoyo”, dijo y detalló que “comenzamos discusiones en septiembre del año pasado, y firmamos el acuerdo en enero de este año, y ahora este sueño se ha materializado”.

A su vez, la Directora para América Latina del Foro Económico Mundial, Marisol Argueta, indicó que “para haber logrado este hito trascendental, es necesario reconocer la visión clara y la determinación del Presidente Iván Duque Márquez, quien durante una reunión que sostuvimos en Nueva York, apenas en septiembre del año pasado, tomó la decisión de crear este Centro”.

Mientras tanto, Schwab le manifestó al Alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, su agradecimiento por el impulso que le dio al Centro en esta capital, y resaltó que “sé que su ciudad es una ciudad muy innovadora social y tecnológicamente”.

Comentó, además, que “esta iniciativa de crear una red global de centros de la Revolución Industrial es algo completamente innovador y es un nuevo enfoque para los gobiernos globales” y agregó: “La inteligencia artificial, el blockchain, algunas veces, se consideran ciencia ficción, en cierto modo, pero en la actualidad se están convirtiendo en una realidad”.

Recalcó que “la cuarta es una nueva revolución. No es una revolución destructiva, que cambia los modelos de negocios. No. Tiene también un gran impacto en las economías y en las sociedades. Tiene bastante potencial, pero lo que necesitamos son marcos, necesitamos principios éticos y algo que es esencial: necesitamos que los gobiernos trabajen con los negocios, con la sociedad civil”.

“Necesita también un proceso ágil de interacción entre las partes principales para asegurar que las tecnologías les sirvan a los seres humanos, que nos ayuden a permanecer como seres humanos”, enfatizó.

Y añadió: “El Centro de Colombia se va a enfocar en las tecnologías de inteligencia artificial, el internet de las cosas y la tecnología del blockchain. Estas son las tecnologías clave de este Centro”.