Deforestación en el Pacífico colombiano

La armada nacional, junto con las autoridades ambientales de los diferentes departamentos, realizan operaciones en contra de los delitos medio ambientales.

En lo corrido del 2022, la Armada de Colombia, ha incautado más de 3900 metros cúbicos de madera extraída ilegalmente del Pacífico, exactamente en zonas del Chocó, Nariño y el Valle del Cauca, extraídas de forma irregular, a bordo de embarcaciones que se movilizan en vías marítimas, sin la documentación requerida para acreditar su legalidad, y además causando un fuerte daño ambiental.

Ahora bien, Que es la deforestación?

Se trata de la destrucción de la cubierta forestal por medio de la tala de árboles, con el fin de generar espacio adicional para la agricultura, ganadería, minería o para crear centros urbanos e infraestructura vial y eléctrica. También se conoce como un negocio lucrativo por medio de la venta de madera generando una fuente de financiación ilegal para las organizaciones criminales que delinquen en esta zona del país.

Debemos resaltar que este proceso de explotación de la flora maderable es ilegal, y se constituye como uno de los delitos que presentan mayor afectación al ecosistema del Pacífico colombiano ya que este tipo de trabajos son realizados sin ningún tipo de control, sostenibilidad, ni reparo por las zonas afectadas, causando daños irreparables.

Durante las operaciones fueron capturados cinco sujetos por el presunto delito de aprovechamiento ilícito de los recursos naturales renovables, quienes, junto al material incautado, fueron puestos a disposición de la autoridad competente, quienes de acuerdo a lo establecido en el artículo 328 del Código Penal Colombiano, podrán pagar penas hasta de 135 meses de prisión y 43.750 salarios mínimos legales vigentes.

«Continuaremos desarrollando operaciones que ayuden a proteger el medio ambiente, con el fin de garantizar el uso legal y la protección de los recursos naturales; al tiempo que invitamos a la comunidad que adelanta actividades de extracción de recursos, a cumplir con la reglamentación establecida por el Gobierno Nacional, así como portar los respectivos permisos y documentación emitida por las corporaciones regionales ambientales”, expresó el señor Capitán de Navío Juan Pablo Pinilla, Jefe de Estado Mayor de la Fuerza Naval del Pacífico.