En labores tan comunes de la región, campesinos cortan  madera con sus hachas para la preparación de sus alimentos,  sin embargo en una labor cotidiana como esta no están exentos de sufrir lesiones o accidentes que pongan en riesgo su integridad física.  Este fue el caso de un joven campesino de 22 años de edad que, mientras cubría esta labor de corte y recolección de madera,  se propinó accidentalmente un golpe con su hacha causándose una cortadura considerable en el pie izquierdo.

De inmediato, el joven y su familia dieron aviso al Grupo Aéreo del Oriente conocido por la comunidad como la Fuerza Aérea de Marandúa, la cual  activó sus procedimientos para el caso y logró la atención inmediata del paciente  en el establecimiento de sanidad Militar de la Unidad, permitiendo  el tratamiento oportuno del vichadense,  con el fin de desinfectar y tratar la herida rápidamente para controlar el sangrado y evitar mayores complicaciones de acuerdo al caso.

Finalmente los médicos civiles y de aviación  llevaron a feliz término la situación y  entregaron de manera gratuita  al paciente el tratamiento  basado en antibióticos y  la herida cubierta por vendajes para evitar posibles infecciones y agilizar la cicatrización de la misma.

El Grupo Aéreo del Oriente continuará velando día y noche por la salud de la región.

Comentarios